Hotel Relax

Hace unos días mientras planificaba mis vacaciones estivales, entré en una de esas web de turismo rural. Y uno de los anuncios me chocó, venía a decir aproximadamente:

Se alquila casa rural en el sur de Francia, jardín, piscina, etc.
Preferiblemente niños no

Joder, pensé, entiendo que no dejen entrar a los animales, pero lo de los niños me parece inconcebible.
Esas tiernas e inocentes criaturas, discriminadas vilmente con la aquiescencia del resto de inquilinos. Totalmente surrealista.
Alguien se imagina el mismo anuncio en el cual, en vez de niños, ponga:
“Preferiblemente negros no” o
“Preferiblemente gays no”.
Seguramente alguna asociación pro defensora de los derechos humanos pondría el grito en el cielo, y tildaría a los dueños de homófobos o xenófobos .
Viene todo esto a colación porque en Australia se ha producido esta noticia, que pone de relieve este tipo de discriminación hacia los heterosexuales:

Un hotel australiano para homosexuales ha ganado el derecho a prohibir la entrada de heterosexuales en sus instalaciones, para así facilitar una estancia más cómoda a sus clientes gais. Un tribunal administrativo y civil del estado de Victoria decidió que el Hotel Peel, en Melbourne, puede excluir clientes por su sexualidad.

Las leyes de igualdad en Australia impiden que la gente sea discriminada por razones de raza, religión o sexualidad, pero el propietario del Hotel Peel, Tom McFeely, apuntó que su decisión era necesaria para proporcionar a sus clientes un ambiente en el cual puedan expresar libremente su sexualidad

La verdad, tampoco creo que ningún heterosexual que se precie y valore su integridad sea capaz de pernoctar en dicho hotel.

Mandan cojones, el mundo al revés.
Que pasaría si en un hotel se prohibiera el acceso a los gays por su condición sexual?