Rotar o no rotar, esa es la cuestión.

Cuentan las malas lenguas que Pedja le tiró de las orejas a Schuster recomendándole dejar aparcado el tema de las rotaciones. El alemán había anunciado cuatro o cinco cambios para el partido de ayer ante el Recre, pero al final, mantuvo el once inicial que empató en Roma. Sea por decisión personal o por aceptar “consejos”, o porque este semana no hay fútbol, el alemán alineó por primera vez esta temporada el mismo once.
Una leve mejora en el juego se apreció, y poca cosa más. A diferencia de los partidos ante el Betis, Getafe y Valladolid, el Madrid mereció sin ningún género de dudas la victoria. El Recre no fue rival para los blancos, los andaluces apenas inquietaron la portería de Casillas. El meta logró mantener su casillero a 0 por tercera jornada consecutiva.
Intentando extraer cosas positivas del partido me quedo con la pareja de centrales Cannavaro-Heinze que estuvo a un gran nivel. El italiano ha mejorado muchísimo esta temporada y su nivel actual empieza a parecerse al que asombró en el Mundial de Alemania. Por su parte Heinze es una grata sorpresa, sin duda no esperaba que el argentino cuajara a ese nivel, su polivalencia como lateral izquierdo y central es una gran noticia para el Madrid que a día de hoy tiene una buena nómina de centrales (ojo a Pepe y Metzelder, les va a ser difícil entrar en el once inicial), como también es una grata sorpresa el rendimiento de Marcelo en el lateral izquierdo, el brasileño se está consolidando en el once,jugador de insultante juventud y gran porvenir, habrá que verlo cuando le toque un Miura por su banda, pero de momento está cuajando a un gran nivel.
A partir del centro del campo el equipo está atascado, se nota la ausencia de un organizador, Guti demasiado irregular, Sneijder no acaba de encontrar el sitio. Robben, algo falto de forma, lo intenta pero no acaba de estallar.
Suerte de Van Nistelroy, el holandés es un seguro de cara a portería.

Aunque claro, no debemos olvidar que el rival de ayer era el Recreativo de Huelva.

Anuncios

El equipo genera dudas

Tras un espectacular comienzo de temporada el Madrid de Schuster se diluye como un azucarillo y le asaltan un mar de dudas. Sea por las rotaciones, o por los cambios forzosos el Madrid carece de una identidad de juego. Los constantes cambios en el ataque del equipo no hacen más que aumentar las dudas.
Tras el empate pírrico ante el Valladolid, y la victoria de anoche ante el Betis deberian encenderse algunas alarmas en el equipo.
Primero, es inconcebible que dos equipos como el Valladolid y el Betis (de mitad para abajo de la tabla) le creen tantas ocasiones de gol, es cierto que ayer la defensa era de circunstancias, pero precisamente la defensa de ayer no debería haber concedido tantas ocasiones de gol a los béticos ya que tanto Torres como heinze son laterales bastante estáticos y para nada propensos a subir la banda.
Segundo, la renuncia a jugar por las bandas en el Bernabeu, debería saber el alemán que cuanto más ensanche el campo más posibilidades de doblegar al rival tiene, y sobretodo jugando en el Bernabeu. Ayer, el equipo mejoró ostensiblemente con la entrada de Robben y Robinho, jugadores de banda y con desborde.
Tercero, la manija del juego, la irregularidad de Guti es preocupante, y Sneijder no acaba de aumir todo el peso del equipo, aunque ayer me gustó la compenetración con su compatriota Robben.
Por suerte, los de arriba están marcando todos, Raul, Van Nistelroy, saviola, Baptista. Precisamente Raúl fue uno de los destacados anoche, es obvio que el 7 mejora exponencialmente a su proximidad al área. Golazo de Baptista, Schuster debería confiar más en el brasileño y darle más minutos.
Conclusión:
Debe definir lo antes posible un equipo titular y dotarle de identidad en el juego apostando por abrir las bandas con dos extremos y con dos laterales que suban.
Anoche se ganó, pero se pudo empatar y hasta perder contra un Betis que trabajo tendrá para aguantar la categoría.

Rebajando la euforia

Partidos como el de ayer son necesarios para tener los pies en el suelo y rebajar el clima de euforia. El Madrid ganó, si bien es cierto que con apuros. Un Almería con muy buenas maneras y con jugadores de toque demostró al Bernabeu que el equipo blanco tiene buenos mimbre pero el proyecto se está comenzando a fraguar.
Sorprendió Schuster con la ausencia de Van Nistelroy y la titularidad de Saviola, mal pintan las cosas para el tercero en discordia Soldado, al que le preveo pocos minutos en este Madrid. Y no lo hizo mal el pibito, marcó y propició una expulsión, no está mal como tarjeta de presentación ante el Bernabeu. La profundidad de banquillo será clave este año, permitirá al alemán hacer rotaciones a la mayoría de los jugadores, salvo a uno: Sneijder. El holandés volvió a marcar de falta, demostrando más efectividad que Roberto Carlos y Beckham juntos. Sorprende verlo encaramado an lo alto de la tabla de goleadores.
Son tan buenas las sensaciones que hasta el trencilla (catalán para más señas) decidió sumarse a la fiesta anulando un gol legal a los andaluces, difuminando de un plumazo lo posibles contubernios villarlaportianos. No les falta razón a los andaluces para quejarse del árbitro, a los que les auguro una buena temporada visto el desparpajo con el que afrontaron el partido anoche.
Por poner un pero, como siempre a Cannavaro, el italiano sigue quedando retratado ante delanteros hábiles y rápidos, cuando se recupere Pepe debe irse al banquillo, a día de hoy es el tercer central.
Se ganó, que no es poco, tres de tres, un buen inicio de liga, pero hay que ser realista, y a este equipo aún le queda margen de mejora.
Temía este partido, no por el rival en sí, sino porque tras un partido de selecciones, los grandes no suelen andar muy finos. Y sino, que le pregunten a Robinho (desaparecido en combate) o a Heinze, o a Ramos.
Cuanto daño hace a los clubs el virus FIFA, por una vez y sin que sirva de precedente estoy de acuerdo con Laporta en el tema selecciones.
Esperemos que el resto de la jornada nos sea propicia.

Cinco torpedos al submarino


Lo primero, agradecer a Mediapro y a La Sexta que en toda España se haya podido ver un gran partido de fútbol y una gran exhibición blanca, tanto en juego como en goles.
Hacía tiempo, mucho tiempo que el Madrid no transmitía sensaciones tan positivas en ataque, en defensa y en pegada. El Madrid de Schuster posee una endiablada velocidad en la transición defensa-ataque que hace que en tres, cuatro pases esté en disposición de rematar a puerta, los jugadores no esperan la pelota al pie como ocurría antes, ahora la pelota va al espacio.
Excelente el holandés Sneijder (dos goles y dos asistencias), un jugador que todo lo hace bien, y que debe ser el referente del futuro Madrid, a sus 23 años, puede destapar el tarro de sus esencias esta temporada, de momento tres goles, uno de falta directa (el Madrid vuelve a tener un gran lanzador de faltas). Es el holandés un jugador generoso en el derroche y certero en el disparo con una gran visión del juego.
Excelente también Guti, formando una gran sociedad con Sneijder, y un Diarra cubriendo las espaldas que cada día nos recuerda más al Diarra del Olimpique. Todo el equipo ha rallado a una gran altura, pero a título personal mención honorífica para Metzelder, el central alemán ha demostrado su contudencia y sobriedad dándole una gran seguridad a la zaga blanca, a día de hoy, el teutón está por encima de Cannavaro y Pepe en el eje de la defensa.
El Madrid de Schuster va tomando forma, gusto por el toque, transiciones endiabladamente rápidas y certero remate, Hacía mucho tiempo que no disfrutaba tanto con el juego del Madrid. Todo el equipo merece un notable alto. A este equipo se le ve hambre, mucha hambre y juventud, mucha juventud.
El Villarreal?, digno rival y el mismo equipo que derrotó 0 a 3 al Valencia la pasada jornada.

A un paso de la gloria

Impresionante.
Vaya una cosa por delante, aún no se ha ganado nada, queda un partido ante el Mallorca y hay que ganar. Ante el Mallorca, el Madrid juega su partido más importante y vital de los últimos años. Una victoria y el consiguiente título sería una gran alegría para el madridismo. Pero, ojo, el título no debe TAPAR en ningún momento las carencias que ha tenido la plantilla esta temporada.
Dicho esto, sólo decir que lo acontecido el sábado noche fue impresionante, el minuto mágico con el gol de Van Nistelroy y de Tamudo quedará grabado para siempre en la memoria más reciente del madridismo.

Teníamos la liga perdida, estábamos abatidos, y de pronto, el pequeño milagro que hacía justicia. Parece que los astros se hayan alineado en favor del Madrid. Un Madrid con una brutal dependencia de los goles del holandés Ruud Van Nistelroy, gracias a él, y a su regularidad goleadora de las últimas jornadas el Madrid ha llegado vivo al final de la Liga.
Que no nos ciegue la euforia, no cometamos errores de prepotencia, no imitemos a un esperpéntico Ramón Calderón dando una vuelta de honor a la Romareda como si hubiéramos ganado ya la Liga. El Madrid no se merece a un hooligan irresponsable e irreflexivo como presidente.
Espero que el próximo post sea el más feliz desde que hace más de un año este blog empezó su andadura. Esperemos que por fin podamos celebrar un título, que por entrega, ganas y coraje sin duda merecemos.

Fútbol ficción

Como esta semana no hay liga, me ha dado por cavilar posibles resultados en las dos jornadas que restan para concluir la liga.
Realizo este ejercicio de fútbol ficción.
Jornada 37
Zaragoza 1- Real Madrid 1.
FC Barcelona 0- Espanyol 0.
Mallorca 0- Sevilla 2.

Al término de la jornada triple empate en la cabeza y líder por mejor goal average el Real Madrid.
Jornada 38
Posibles resultados en el minuto 85.
Real Madrid 3- Mallorca 1.
Sevilla 3- Villarreal 1.
Nàstic 0- FC Barcelona 1.

Con estos resultados en el minuto 85, se produciría un nuevo triple empate y el Real Madrid sería campeón de Liga.
Pero, ojo, aquí viene el quid de la cuestión, un gol del Nástic le daría la liga al Sevilla (ya que con empate a puntos entre Madrid y Sevilla, los andaluces tienen mejor goal average).
Sería capaz el FC Barcelona de dejarse meter un gol para evitar que la liga fuera blanca?
En este supuesto, el Barça sería tercero y tendría que jugar previa de la Champions.

Ya sé que es fútbol ficción, pero posible.
Que largas se van a hacer estas dos semanas.

Guión previsto


Los tres de arriba vencieron, siguiendo el guión previsto. La victoria más holgada y cómoda fue la del Real Madrid, pese a que en el primer gol hubo mano previa de Van Nistelroy, el Depor apenas incordió a la zaga blanca. Los gallegos se emplearon con cierta dureza, mereciendo algún jugador gallego abandonar el terreno de juego antes de tiempo (emulando a Ronaldinho). Impresionante Beckham, sus centros medidos y su derroche físico hacen que el inglés sea uno de los motores de este Madrid, su ostracismo de principios de año hace que llegue a estas alturas de la temporada en plenitud física. Buen compromiso de Raúl, el siete blanco parece haber recuperado algo de autoestima y está colaborando con goles en este tramo final, otro que se sale, es el holandés Van Nistelroy, si el Madrid logra el título de Liga nadie podrá olvidar que los goles del holandés han sido fundamentales para la consecución del título.
El Sevilla no lo tuvo fácil ante el Zaragoza, y tuvo que esperar a los últimos minutos para derrotar a los maños. Por cierto, esta victoria sevilista favorece los intereses blancos. Prefiero a un Zaragoza que se juega algo (la UEFA), a un Zaragoza relajado. Sin duda, en el próximo partido el Zaragoza saldrá al campo con la imperiosa necesidad de ganar igual que el Madrid, y ésto, a mi modesto entender es una ventaja para el Madrid.
El Barcelona las pasó canutas para derrotar a un aguerrido Getafe, aunque también es digno de reseñar que supo sobreponerse a la JUSTA expulsión de Ronaldinho y jugar un partdo a cara de perro y conseguir los tres puntos. Por cierto, lamentable cierta prensa culé hablando a estas alturas de los árbitros. Quizá busquen una coartada por si no se gana ningún título esta temporada. Parece que sufren una amnesia colectiva en materia de arbitraje.
La próxima jornada será la clave, mucho se habla del Zaragoza, pero confío en el Espanyol, en que dé la campanada y gane al Barça, que recuerden los pericos los gritos de la temporada pasada en el Camp Nou cuando el público culé les cantaba al unísono:
“A segunda, a segunda”.
Mención aparte para la afición de Osasuna, que abandonó el campo antes de tiempo al ver que su equipo derrotaba a la Real. Aficiones como ésta, o como la colchonera, hacen un flaco favor al fútbol y a sus equipos.